miércoles, 9 de marzo de 2011

Del fuego y su necesidad

Podría comenzar con un clásico "Érase una vez" para decirte ésto, o con una afirmación de la clase de "Siempre es mas facil hablar de la derrota, el desafio está en escribir y ser capaces de mantener el entusiasmo,de saltearse la angustia; en una palabra, ser fuerte ante la tormenta".He ahi la situación, pero vayamos desde el comienzo: Quien busca dedicarse al análisis de los sucesos y las acciones humanas parte desde la superficie, y luego regresa pleno a ella.Quien se da a ésta tarea comienza admirándose de la naturaleza que lo rodea: La salida del sol, el paso de los astros, lo bueno y lo malo de cada hecho llevado a cabo por el hombre.Ese motor es el fuego que lo impulsa a indagar lo que ve y lo que el mismo piensa.Pero ese pensamiento no se hace solo, se hace en diálogo con la tradición y con la guia de quien ya conoce del oficio, un maestro que nos sugerirá lecturas y ejercicios. Ese diálogo es sobre las ruinas de generaciones pasadas que elaboraron un modo de representar sus creencias, emociones, modos de enfrentar y comprender el universo.
Ese es el material del aprendiz.Primero observar, estudiar con atención las partes que componen a Sofia,con el tiempo ahondar en algunas de ellas.Asi comienza nuestra tarea.

2 comentarios:

La que vive al lado dijo...

¿El mundo de Sofía?
Si solamente es una mención y no lo que tenés que leer, sencillamente te voy a decir que me gustó lo que escribiste.

mauricio rey dijo...

Es una mención! "El mundo de Sofia" tambien es el ámbito de la filosofía,mas allá del libro.
Gracias!!!