sábado, 11 de diciembre de 2010

Manya

Quiero enamorarme en Montevideo,

jurarte amor en el puerto,

caminar de la mano por la Ciudad Vieja,

nutrirme de esa melancolia tan uruguaya,

contar los lunares dispersos en tus hombros y tu espalda.


Fumar cigarrillos hasta el hartazgo,

saber que en nosotros hay vida eterna,

vida que nos quema!!!

y en esa dirección el fuego haciéndonos uno.


Bien sabes lo que quiero,

contemplar dias y noches desde El Mirador,

gritar los goles de Peñarol,

quedarme en vos,

hundirme en tu mar,

endulzarme por siempre con tu sal.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

usted despliega un canto sencillamente persuasivo literal que se encrespa en un diminuto y profundo realismo desmesuradamente asombroso.un abrazo lo felicito cristian z.

mauricio rey dijo...

Gracias compañero!!!!
Saludos desde éste rincón del ciberespacio.

m10